viernes, 28 de noviembre de 2014

REVISTA CARETAS: "VALOR Y DERROCHE" CRÓNICA 5° CORRIDA DE FERIA DEL SEÑOR DE LOS MILAGROS



JOSELITO ADAME TRIUNFA EN CIERRE DE FERIA. ENRIQUE PONCE SE LLEVA EL ESCAPULARIO DE ORO.

Escribe: Jaime de Rivero

El mexicano Joselito Adame ha calado en la afición limeña. Salvó el cierre de feria con su toreo de clase, valor y entrega. Cortó dos orejas a ley y salió por la puerta grande de Acho.

La corrida de Achury Viejo, mansa, dispareja pero con edad y presencia, siguió el derrotero señalado por el primero que salió a la arena, un toro sin raza que tenía muchos defectos: mirón, reservón, suelto, peligroso, sin clase ni recorrido. Sus hermanos acusaron similares condiciones pero en distintos grados y matices, con mayor o menor intensidad, pero siempre sueltos, sin fijeza, mirando y embistiendo con la cara alta, sin humillar.

Adame lidió el mejor lote y triunfó con el que se corrió en segundo lugar, un manso encastado que se salía suelto de los engaños, pero que tenía como principal virtud la movilidad. Supo aprovechar este atributo para llevarlo bien toreado a media altura y lograr tandas muy emocionantes por pitón derecho. Por el izquierdo, el astado no quería, pero igual lo hizo pasar en series cortas de menor lucimiento. Faena de valor y exposición ante un repetidor adversario que transmitía a los tendidos. Ceñidas manoletinas fueron la antesala de una gran estocada. Mató impecablemente en la suerte de recibir, dejando la espada arriba, en el sitio. Un mar de pañuelos, dos orejas y una emotiva vuelta al ruedo.

El quinto era un manso perdido que huía despavorido. El azteca lo persiguió hasta retenerlo en la tela, logrando algunos pases pero sin armar una faena. Una estocada tendida y dos descabellos, diluyeron una posible oreja. No obstante, Adame no estuvo acertado con este Achury. Los mansos de libro tienen una lidia particular que no es sencilla. Requiere de oficio, paciencia y suerte. A estos animales hay que consentirlos y cuidarlos para que confíen y, sobre todo, darles tiempo y aire para no espantarlos. Convencerlos del juego, sin apretarlos ni apabullarlos, toreándolos en línea, con suavidad, a media altura y tapándolos para que no se vayan. Una vez metidos en la pelea, intentar bajar la mano lentamente para –con suerte– someterlos por abajo como bravos y –con más suerte aún- que se entreguen a embestir para extraer el fondo de casta que puedan tener. Esto no se hizo. Adame lo encimó desde el primer muletazo, quizá enardecido por los oles iniciales que recordaban su primera faena. Con el toque fuerte y el golpe de zapatilla, trató de bajar la mano y el toro rodo por la arena. Insistió por esta senda de la exigencia y en la tercera serie ya no tenía adversario. Se paró y se orientó.
Careció de experiencia y paciencia, dos virtudes de la maestría que este diestro, el mejor mexicano de las últimas décadas en Acho, seguramente adquirirá con el tiempo. Debe regresar, quizá alternando con Diego Urdiales o Juan Carlos Cubas.
La voluntad de Daniel Luque se hundió en la mala condición de sus oponentes. El que abrió fue imposible. El cuarto era manso, noble pero sin fuerzas. El de Gerena lo brindó al público, logrando buenos muletazos iniciales, pero el astado se vino abajo. Quería pero no podía.

El salmantino Juan del Álamo tampoco tuvo suerte en el sorteo. Estuvo muy dispuesto y valiente con el tercero, uno muy reservón y peligroso que no dejaba ligar los muletazos. El que cerró feria era incierto y probón. Se descolocaba al final de cada suerte y no permitía la ligazón. El diestro estuvo por encima, logrando algunos pases aislados, siempre aguantando a este animal carente de raza y clase.
 
ESCAPULARIOS DE ORO Y PLATA
El Jurado oficial, integrado por autoridades y aficionados, entregó a Enrique Ponce el Escapulario de Oro, mientras que el Escapulario de Plata correspondió al toro “Laureado” de Roberto Puga. (Por Jaime De Rivero)

miércoles, 26 de noviembre de 2014

HOY MIERCOLES COLOQUIO - REVISION Y EVALUACION DE FAENAS DE ACHO 2014 TODOS ESTAN INVITADOS

Hoy Miércoles, como durante toda la feria, se llevará a cabo  los coloquios de la Peña Taurina El Puntillazo en el que con pluralidad se revisarán y evaluarán las faenas de la feria del Señor de los Milagros 2014.
Una excelente oportunidad para intercambiar ideas y opiniones en un clima plural y de respeto, con invitados y profesionales del toreo, como ha sido en toda la temporada en la que han asistido a estos coloquios toreros, subalternos, ganaderos, apoderados y aficionados de distintas peñas. 

La cita es en el Restaurant La Eñe, a las 8.00 pm (hora taurina) Dirección Av. 2 de Mayo N° 220, Miraflores, a 1 cuadra de la Av. Arequipa y de la Av. José Pardo.  No se cobra cover ni hay consumo mínimo.
Todos están invitados.

domingo, 23 de noviembre de 2014

CRONICA AGENCIA EFE - JOSELITO ADAME A HOMBROS EN ACHO - ESCAPULARIOS PARA ENRIQUE PONCE Y "LAUREADO" DE ROBERTO PUGA

JOSELITO ADAME A HOMBROS EN ACHO
  por Jaime DE RIVERO.

(LIMA, Agencia EFE)
Con media entrada, se ha llevado a cabo la quinta y última corrida de la Feria del Señor de los Milagros en la Plaza de Toros de Acho.  Se lidiaron seis toros de Achury Viejo, dispareja de presentación, mansos, justos de raza y sin clase. Todos pitados en el arrastre salvo el segundo que fue ovacionado. Daniel Luque (silencio y silencio), Joselito Adame (2 orejas y saludos desde el tercio ) y Juan del Alamo (silencio y silencio).

El diestro mexicano ha caído con buen pie en Lima, aprovechando el mejor lote del manso encierro de Achury Viejo.  Triunfó con el que salió en segundo lugar, un manso encastado que tenia como virtud principal la movilidad.  Adame supo aprovechar ese atributo para llevarlo bien toreado con la muleta en la cara y lograr series emocionantes por pitón derecho.  Faena en cercanías con mucho valor y exposición ante un repetidor adversario. Mató en la suerte de recibir dejando el estoque arriba. Dos orejas de ley, pedidas por toda la plaza. El quinto era un manso perdido que huía descaradamente. Adame lo persiguió por el ruedo hasta meterlo en muleta. De esa forma pudo lograr buenos muletazos pero sin llegar a rematar faena por atacar demasiado al toro que siempre acudía con la cabeza alta, desluciendo la labor. Una estocada tendida y dos descabellos, le arrebataron una posible oreja.

La voluntad de Daniel Luque se frustró por la condición de sus toros. El que abrió plaza embestía con la cara alta y no tenía un pase. El que salió en cuarto lugar también era manso, noble y justo de fuerzas. Luque lo brinda al público y logra buenos muletazos iniciales, pero el astado se vino abajo. El toro quería pero no podía.

Juan del Alamo tuvo otro lote pésimo. estuvo dispuesto con el tercero, pero el animal, manso y  reservón, no permitía ligar dos muletazos seguidos a pesar de la exposición del torero.  El que cerró plaza era probón con una embestida incierta, descolocándose al final del pase. El diestro estuvo por encima de su oponente, logrando algunos muletazos aislados aguantando, pues no tenía clase ni raza.

Concluido el  festejo, el Jurado oficial declaró a Enrique Ponce como ganador del Escapulario de Oro del Señor de los Milagros, mientras que el Escapulario de Plata fue entregado al toro "Laureado" de la ganadería peruana Roberto Puga.
 

viernes, 21 de noviembre de 2014

REVISTA CARETAS ¿Y DONDE ESTAN LOS TOROS BRAVOS?


Mansada de Las Ventas del Espíritu Santo desluce tarde en Acho

Escribe Jaime de Rivero
La cuarta corrida de abono con el cartel más rematado, se fue al trasto por la mansedumbre descastada de los toros de Las Ventas del Espíritu Santo, ganadería que debutó en Acho, propiedad del maestro colombiano Cesar Rincón.  Encierro bien presentado, pero muy manso, parado, soso y también con peligro.  Ganado infumable al que se le sumó uno de Achury Viejo, que reemplazó indebidamente al sexto, y que resultó tan malo como los otros.  El cambio de un toro procede cuando no acude a los capotes ni a la pica, pero si toma los primeros ya no cabe su reemplazo por razón de mansedumbre. En este caso, el venteño debió continuar en el ruedo para la suerte de varas y de no haber acudido a ella, le hubiese correspondido las banderillas negras, que es la mayor deshonra para un ganadero.


Las malas tardes son parte de la fiesta y, a pesar de todo dejan algo que apreciar y disfrutar. Cierto es que los tres toreros poco pudieron hacer con el desfile de mansos y sólo quedaron algunos detalles de arte que paso a anotar.


Qué buen torero es Finito de Córdoba, que clase y que torería derrama en cada gesto en el ruedo. Sus verónicas, esa media de cartel y las trincheras de inicio de faena fueron lo mejor de la tarde en la que recibió, desde el tercio, la única ovación que rindió el público. 
El gran triunfador de la temporada española, Miguel Ángel Perera, se justificó con su primero al que nadie sabe cómo le arrancó buenos pases, algunos en cercanías a pesar del peligro. Y es que hasta allí debió llegar para sacar algo del pozo vacio.  Maestría de este figurón del toreo. Con el otro suyo, nada se podía hacer.


Alejandro Talavante quedó inédito porque la suerte le deparó un lote imposible. El tercero huía descaradamente a las tablas, mientras que el sexto de Achury Viejo embestida en oleadas y siempre con la cabeza alta.


Curiosamente, los toros de Las Ventas del Espíritu Santo recargaron a los caballos, esto confirma plenamente lo que comenté la semana pasada sobre que el tercio de varas no es la única forma de medir la bravura, pues estos toros que sí pelearon en la pica eran unos mansos rajados, sin raza ni nada que se asemeje a lo que hoy debe ser un toro bravo.   En el S. XIX, cuando la lidia se concentraba en la suerte de varas y el toreo de muleta era casi inexistente, estos toros de Rincón habrían tenido buena calificación y hasta habrían matado algunas jacas sin peto. Hubiesen pasado por bravos disimulando su mansedumbre que además era descastada; pero para la tauromaquia actual no se salvan de la quema bajo ninguna circunstancia, como todos pudimos comprobar en la última corrida. 


Los toros son pieza angular de la Feria y la empresa deberá contratar con tiempo ganaderías de probada regularidad, sea en Colombia o en México.


Este domingo un cartel importantísimo para el cierre de la Feria, con una terna para buenos aficionados. Toros de Achury Viejo para Daniel Luque, ganador del Escapulario de Oro en el 2012, Joselito Adame y Juan del Álamo. Que Dios reparta suerte.

domingo, 16 de noviembre de 2014

CRONICA: DECEPCION GANADERA EN ACHO

LAS VENTAS DEL ESPÍRITU SANTO ARRUINA TARDE EN ACHO
Corresponsal : Jaime de Rivero

(Lima, Perú)  En la plaza de Acho se lidiaron 6 toros de Las Ventas del Espíritu Santo de Colombia. Bien presentado, con edad, peso y hechuras. Mansos y descastados, sin clase ni posibilidad alguna de lucimiento. Un desastre que fue lidiado por Juan Serrano "Finito de Córdoba" (Silencio y ovación desde el tercio), Miguel Ángel Perera (aplausos y silencio) y Alejandro Talavante (silencio y silencio)

Mansa y descastada resultó la presentación de Las Ventas del Espíritu Santo en la plaza de toros de Acho, ganadería del maestro colombiano Cesar Rincón.  Se lidiaron 6 toros y un sobrero, que resultaron broncos, bruscos, mirones, sin clase ni recorrido. Todos fueron pitados en el arrastre.

Juan Serrano "Finito de Córdoba" nada pudo hacer con el primero y con el segundo instrumentó finos muletazos de recibo, para luego perseguirlo por el ruedo hasta lograr algunos pases sueltos en la querencia del tercio. Tras la estocada, recibió una ovación desde el tercio.

El lote de Perera era imposible sobre el papel. Aún así, aplicó todo su empeño y valor con el tercero, un marmolillo que cortaba el viaje y desarrollaba peligro. Con el cuarto nada había por hacer y, a pesar de ello, Perera lo intentó sin éxito, cosechando justos aplausos.

Alejandro Talavante no pudo acoplarse al manso, mirón  y distraído que salió en tercer lugar. Un regalito que no tenía lidia posible. El sexto fue mal cambiado por la autoridad y debió recibir banderillas negras por haber acudido a los capotes y no al caballo.  El que lo reemplazó de Achury Viejo resultó tan malo como los anteriores. Talavante se fue inédito.

viernes, 14 de noviembre de 2014

CONFERENCIA "ACHO RUMBO A LOS 250 AÑOS" DE LA ASOCIACIÓN PRO ACHO

 
El día de ayer se llevó a cabo la conferencia  "Acho Rumbo a los 250 Años Balance y Perspectivas" organizada por la asociación cultural PRO ACHO en el Club Regatas Lima, que contó con la asistencia de más de 200 personas.
 
Juan José Cabello y Alfredo Silva Santisteban dieron la bienvenida, recordando los distintos eventos culturales organizados durante los últimos 10 años en dicha sede.
 
Pablo Javier Gómez de Barbieri, cronista del diario El Comercio, abordó la problemática de la plaza desde el aspectos urbanístico, su ubicación, las necesidades de ampliar algunas dependencias como corrales y museo, así como las distintas alternativas de mejoras urbanas que se tienen en el barrio taurino del Rímac propiciadas por diversas instituciones estatales y privadas. Con un power point mostró los proyectos de las mejoras en Acho y sus alrededores, así como la iniciativa privada de Citotusa para restaurar íntegramente Acho y transformar todo su entorno, incluyendo anexar el Mirador de Ingunza y otros solares aledaños.
 
Jaime de Rivero, cronista de las revistas Caretas y Aplausos, y EFE, explicó que se debía reformar el enfoque que la  Sociedad de Beneficencia de Lima tiene sobre Acho, la necesidad de continuar con la remodelación iniciada este año y que las empresas taurinas sean rentables, para ello expuso el proyecto turístico que aseguraría un flujo diario de turistas para compensar la onerosidad del alquiler e impuestos.  Agregó que para mantener la afición se debía asegurar espectáculos de calidad y reducir el precio de las entradas, reformando íntegramente el esquema de licitación.
 
Magaly Zapata, cronista de Burladero, De Toros y Mas y Tertulias Taurinas, hizo un minucioso repaso por la historia taurina de Acho, valiéndose de imágenes y videos inéditos, aparejados con comentarios sobre los principales toreros, la evolución de la plaza y el público, así como el futuro de Acho.  Complementó su presentación con un audio radial de la tarde triunfal de la feria de 1954, en la que César Girón corto orejas, rabos y pata.
 
Raúl Aramburú Tizón, cronista de la revista 6 Toros 6, hizo comentarios sobre las alternativas que se tienen para la plaza y las expectativas para los años venideros.

 
 

jueves, 13 de noviembre de 2014

REVISTA CARETAS : PONCE DE QUITARSE EL SOMBRERO POR JAIME DE RIVERO

Enrique Ponce, el "Torero de Lima”, conmociona Acho y sale a hombros con Castella. Una gran tarde de toros.
Escribe: Jaime de Rivero
 
Acho es Poncista. Siempre lo ha sido, desde aquel ya lejano 1991, cuando Enrique Ponce siendo prácticamente un desconocido, deslumbró a todos por su precoz sabiduría. Han pasado más de dos décadas y el ahora consumado maestro mantiene intacto el cariño y el respeto de la afición limeña, que siempre lo espera con devoción como Torero de Lima, distintivo con el que también se ha reconocido a cuatro grandes toreros: Luis Procuna, Antonio Bienvenida, Ángel Teruel y José María Manzanares.

El último domingo, el viejo coso volvió a sucumbir al temple y poderío de su magisterio. Ponce cortó dos orejas y salió a hombros por undécima vez, igualando a Palomo Linares y Curro Girón en el récord de puertas grandes en la Feria del Señor de los Milagros, pero con el mérito adicional de haberlo hecho en menos corridas que ellos. Dos días antes y con motivo de sus 25 años como Matador de Toros, el valenciano había ofrecido una conferencia para 400 personas en el Club Nacional, en la que rompiendo la formalidad de la ceremonia, dio lecciones prácticas de toreo en el estrado, explicando con claridad cartesiana los conceptos de la lidia que mayores dudas generan en los aficionados.
 
La tarde también fue de Roberto Puga, quien regresó a Acho con cinco toros bien presentados, con edad, peso y hechuras, siendo aplaudidos en el arrastre. Los cinco embistieron con nobleza, calidad y bravura en la muleta, aunque un tanto justos de fuerzas. La corrida la completó un ejemplar de Santa Rosa de Lima, bien presentado pero que desarrolló sentido.
 
Cierto es que los toros se picaron poco, pero fue lo suficiente para que dieran el juego que tuvieron. La suerte de varas no es un fin en sí mismo y el castigo debe ser proporcional a la fuerza del animal, para no aplomarlo ni perjudicar su lidia. El toreo, que ha evolucionado notablemente en los últimos 80 años por la selección ganadera, exige que el bravo también rinda 40 pases de muleta y muera embistiendo. Por ello, la bravura no sólo se mide recibiendo puyazos como era en el s. XIX, sino en el comportamiento conjunto en los tres tercios. Al margen de opiniones y prejuicios, es importante que la ganadería peruana participe en la Feria y que sus éxitos con las figuras sirvan de aliciente para que otros criadores nacionales se presenten en Acho.
 
La apoteosis poncista se produjo con el cuarto de la tarde, que acometía al galope y con transmisión. Tenía como virtudes principales la fijeza y la prontitud, pero no era fácil porque llevaba violencia y raza en ese afán de coger los engaños. Había que poderle templándolo mucho para que no puntee la muleta, sobre todo por el pitón derecho con el que embestía con fuerza. Por el izquierdo tenía mucha clase pero menos emoción. Una vez embarcado no había que tocarlo, sino tenderle suavemente la tela a corta distancia para que la siga. Ponce supo aquilatar todas las variables del animal, luciendo sus virtudes y administrando sus fuerzas hasta agotar la última embestida que llevaba adentro. Luego de las poncinas, acudió más despacio permitiendo largos y templados muletazos de mano baja. Faena magistral y larguísima, entre vítores del público puesto en pie. Entró a matar en recto y por derecho, dejando el estoque arriba, un tanto desprendido pero sin comprometer las dos orejas pedidas por los 15 tendidos y refrendadas con una ovación inmensa en los medios. El que abrió plaza fue de Santa Rosa de Lima, se vencía desde los primeros capotazos y se orientó en el tercio final. Ponce probó y mostró las dificultades que presentaba por ambos pitones y lo despachó con criterio.
 
Con esta victoria, Ponce suma 15 ferias, 30 orejas y un rabo, todo sin recibir una sola bronca. Es quien más le ha podido a los toros en la historia de la Feria y, probablemente, en los ya casi 250 años de Acho.
 
La empresa acertó con Sebastián Castella, quien sustituyó a José María Manzanares, ambos indiscutibles figuras del toreo. Después de tres años, Castella tuvo un gran reencuentro con Acho, se le vio reposado y con un toreo más sobrio sin perder su innata espectacularidad. Aprovechó con habilidad al segundo de la tarde, que era muy noble y colaborador. Tras un emocionante inició, logró someter con temple al astado que tendía a quedarse corto. Tuvo un gran pitón derecho que supo explotar en buenas series. Recibió una oreja. Con el quinto, que era noble y tenía mucha clase, el francés supo dosificar su trasteo y apelar al tiempo para lograr series lentas, en cercanías, corriendo la mano, en faena que resultó opacada por la estocada trasera. Oreja de ley.
 
Alfonso de Lima tuvo una digna actuación, pues es muy difícil alternar con dos figurones sin poseer el bagaje ni la maestría que a aquellos les sobra. Dio todo lo que tenía de sí y pudo tocar pelo con el noble y bravo que cerró plaza, el mejor de la tarde. Aprovechó la calidad de este ejemplar, llevándolo toreado por bajo en varias series de muletazos, incluyendo circulares que también fueron ovacionados. Una estocada perpendicular y dos descabellos lo limitaron a una vuelta al ruedo. Con el tercero que era complicado, no pudo acoplarse del todo. Instrumentó series por el buen pitón derecho, pero no logró redondear faena. Su labor fue silenciada. (Por Jaime de Rivero)

COLOQUIO EN EL HOTEL SONESTA POST-CORRIDA TRIUNFAL DE ENRIQUE PONCE EN ACHO 2014


Excelente cartel de comentaristas en el coloquio organizado por el Hotel Sonesta, bajo la dirección de la periodista Magaly Zapata, luego de concluida la corrida triunfal de Enrique Ponce en Acho 2015, con la que se hizo merecedor justificadamente de su quinto Escapulario de Oro del Señor de los Milagros.

lunes, 10 de noviembre de 2014

HOMENAJE A ENRIQUE PONCE EN EL CLUB NACIONAL DE LIMA (APLAUSOS)


REDACCION.
"Acho es un santuario, una plaza mítica", aseguró ante los más de 500 miembros e invitados de esta asociación.
El Club Nacional de Lima rindió homenaje el pasado viernes a Enrique Ponce con motivo de sus 25 temporadas como matador de toros. El maestro dio una auténtica lección magistral en esta prestigiosa asociación ante más de 500 miembros entre los que se encontraba lo más granado de la sociedad limeña.

Enrique Ponce estuvo acompañado en la mesa por Raúl Aramburú Tizón y de nuestro compañero y corresponsal en Perú, Jaime De Rivero, que fue el encargado de desglosar la impresionante trayectoria del torero en la plaza de Acho, donde ha conseguido en cinco ocasiones el máximo premio al triunfador: el prestigioso Escapulario del Señor de los Milagros. Rivero destacó que Ponce ha actuado en 15 ferias, con 18 corridas de toros y 10 puertas grandes conquistadas.

"Cuando piso Acho, el sentimiento que me aborda es indescriptible. Para mí es un santuario, una plaza mítica. Su afición sabe captar perfectamente el toreo y reacciona ante todo lo bueno que se hace en ese ruedo", explicó el valenciano en su intervención. Y siguió: "Creo que mi concepto del toreo se identifica con los gustos de la afición de Lima, por eso noté que encajaba aquí desde la primera vez que toreé en esta plaza".

domingo, 9 de noviembre de 2014

ENRIQUE PONCE TRIUNFA NUEVAMENTE EN ACHO (AGENCIA EFE)

Enrique Ponce triunfa nuevamente en Acho 

Corresponsal:  Jaime de Rivero

(EFE) Lima, Perú.  Enrique Ponce ha sido el triunfador de la tercera corrida de feria del Señor de los Milagros que se celebra en la plaza de toro de  Acho. El diestro valenciano cortó dos orejas, alternando con Sebastián Castella (oreja y oreja)  y Alfonso de Lima ( aplausos y vuelta al ruedo), ante un buen encierro de la ganadería de Roberto Puga, completado con un pésimo ejemplar de Santa Rosa de Lima.    
Ponce ha alcanzado su onceava puerta grande de Acho, tras cortar las orejas al cuarto de la tarde, con  una faena plena de conocimiento, maestría y valor, en la que pudo superar las complicaciones del astado al que toreó con mucho temple, dándole espacio y tiempo con la muleta.  Entre clamores del público, su faena  fue premiada con dos orejas. El que abrió plaza, de la ganaderia Santa Rosa de Lima no se prestó para ningún lucimiento, mostrando  peligro.  

Sebastían Castella  cortó una oreja a cada uno de sus toros y salió a hombros,  El segundo era serio pero pegajoso que requería torearlo hacia afuera tocándolo para no echárselo encima. Castella aprovechó el buen pitón derecho, siempre acompañándolo porque el toro tendía a quedarse corto, logrando buenas series de muletazos. Una estocada en lo alto y un descabello sentenciaron la primera oreja. El quinto fue un toro noble, con mucha presencia y mucha clase en la embestida. Castella supo explotar esas virtudes, sobre todo el gran pitón izquierdo. Una estocada trasera y caída redujeron su labor a una sola oreja.

Alfonso de Lima tuvo el mejor lote con el que supo salir adelante.   El sexto fue un gran toro, bravo y codicioso, con el que diestro limeño estuvo dispuesto en todo momento. El propio matador picó al toro para luego instrumentar un ovacionado quite por navarras que encendieron los tendidos. Con la muleta aprovechó la nobleza impar de  este  gran ejemplar, llevándolo toreado por debajo en varios pasajes. Una estocada perpendicular y dos descabellos culminaron con su labor, premiada con una vuelta al ruedo.  Con el tercero también logró muletazos de buena factura, sin lograr armar la faena que el animal permitía.

domingo, 2 de noviembre de 2014


IVAN FANDIÑO CORTA OREJA EN ACHO

(EFE) Ivan Fandiño cortó una oreja al quinto de la tarde en recompensa a su tesón y esfuerzo. El de Orduña persiguió por todo el ruedo al manso, huidizo y descastado ejemplar del hierro de Salento, que  sobre el papel no tenía un pase. Con vergüenza torera logró someter al animal y arrancarle algunos muletazos de valor que a la postre redituaron en una oreja tras una certera espada en todo lo alto. Con el segundo nada pudo hacer, era un manso sin clase que impedía el lucimiento, sin tela que cortar.
El Fandi estuvo acertado durante toda la tarde, atento, voluntario y presto a los quites. El cuarto tenía una embestida descompuesta que acusó en el tercio de banderillas. A la muleta, el toro llegó manso, mirón y reservón, El Fandi logró someterlo con pases mandones imponiéndose, aun cuando el novillo lo esperaba sin pasar. El primero no tuvo fijeza, era muy distraído y poco se pudo hacer con él.
Fernando Roca Rey tuvo una meritoria actuación en Acho y  también estuvo predispuesto para la lidia a pesar de la pésima condición del ganado. Destacó en el tercio de banderillas que compartió con El Fandi en el tercero. La historia no cambió con el sexto de Achury Viejo, que fue muy difícil de picar y que cortaba el viaje sin pasar en cada embestida, imposibilitando armar faena.
FICHA: Plaza de Acho. Media entrada. 5 toros de Salento encaste Santa Coloma en linea Buendia, y uno de Achury Viejo, mansos, descastados y sin ninguna posibilidad de lucimiento, todos pitados en el arrastre.  David Fandila ( silencio y silencio), Ivàn Fandiño (silencio y oreja) y Fernando Roca Rey (silencio y palmas). Tarde soleada que se frustró por la pobrísima condición del ganado colombiano.